Perdon

A ti que estás leyendo esto. Te incito a que te quedes conmigo un ratito. No será demasiado. Tan solo unas pocas letras y unas cuantas emociones hasta el final.
“Let’s talk a little”. Sí, hablemos, del perdón…